FETAAP-CTAA discute el modelo agrario y propone un nuevo modelo sindical

Dirigentes de organizaciones de trabajadores y trabajadoras de la producción primaria y del trabajo rural organizados en la FETAAP debatieron con organizaciones de Tucumán la situación del sector. Una nueva ofensiva de las patronales de los agronegocios y los intentos de la burocracia de UATRE por mantener su dominio a costa de entregar derechos estuvo en el centro del debate.

La reunión, vía plataforma zoom, se llevó a cabo en la Sede Nacional de la CTAA, Perón 3866 de CABA, y contó con la participación de dirigentes y dirigentas rurales de distintas provincias en dialogo con Rubén Portás, referente de organizaciones rurales nucleados en la CCC.

Ernesto Ojeda, Secretario General de la Asociación de Trabajadores Rurales y Estibadores (ATRES Salta) y de FETAAP-CTAA, en diálogo con Acta destacó que “en particular esta vez nos interesaba la mirada de dirigentes de Tucumán que militan en la CCC, que representan a muchas compañeras y compañeros del sector primario que están organizados en el marco del sindicato UATRE. Es importante conocer la realidad del trabajador al que representan y ver cómo caracterizan a UATRE, en este nuevo escenario nacional donde, además, formalmente están alineados al gobierno”.

Por su parte la dirigenta salteña de ATRES, Gabriela Reartes, puso el acento en la realidad de postergación histórica que padecen las y los trabajadores rurales: “Nuestra realidad es la de ser los olvidados en términos de poder gozar de derechos básicos. Desde 1944, con la sanción del Estatuto del Peón Rural, cuando se estableció que nuestro trabajo valía y que no era un trueque a cambio de casa y algo de comida y, luego, en el 2011 con la Ley 26727 de Trabajo Agrario durante el gobierno de Cristina Fernández”.

Marcelo Miaile, Secretario General de la Asociación de Trabajadores de Quintas Hortícolas y Frutihortícolas de la provincia de Santa Fe, destacó “las coincidencias con los compañeros de Tucumán en el diagnóstico de la situación del trabajador y trabajadora rural. Nuestras familias cargan con una profunda desigualdad, ya que no tenemos aguinaldo, vacaciones ni obra social”. El dirigente santafecino informó que se acordaron futuros encuentros donde se elaborarán propuestas de acción en conjunto: “Vamos a trabajar en unidad para lograr una verdadera representación gremial para todas y todos los trabajadores rurales. Es indispensable para conquistar derechos”.

Finalmente, los dirigentes y dirigentas del nuevo sindicalismo rural resaltaron la importancia de acordar criterios para la acción. “Creemos que, aunque UATRE en su alianza con las patronales es todavía una estructura con mucho poder, por debajo hay miles de compañeras y compañeros trabajadores que están solos y necesitamos contar con ellos para pelear por derechos y para democratizar la representación gremial del sector”, afirmó Ernesto Ojeda.