Estado de las negociaciones salariales (a propósito del aumento de $ 4.000 y su relación con las paritarias)

Estado de las negociaciones salariales (a propósito del aumento de $ 4.000 y su relación con las paritarias)

En los primeros días del año las discusiones en torno al salario de los trabajadores y trabajadoras han estado centradas en el aumento de $ 4.000 otorgado por decisión del Gobierno Nacional. Este incremento se da en un contexto donde el salario real ha experimentado un fuerte retroceso a lo largo de los últimos cuatro años y, en tal sentido, es importante no sólo por el impacto que pueda tener en quienes lo reciban, sino porque marca un cambio en la orientación de la política salarial gubernamental.

Sin embargo, la concreción de este aumento no debe quitar el foco de la atención sobre el estado de las negociaciones salariales, tanto de aquellas paritarias que ya se encuentran vencidas como de las que tienen pendientes cláusulas de revisión. A continuación realizamos una síntesis de las negociaciones efectuadas a lo largo del 2019 e identificamos una serie de variables necesarias para tomar como punto de partida en las negociaciones que tendrán lugar en los próximos meses.

En primer lugar, cabe destacar que el “año paritario” difiere del “año calendario”. Es más, algunas actividades actualizan salarios con una frecuencia menor (trimestral, semestral). Si a eso le sumamos las cláusulas de revisión nos da como resultado negociaciones a lo largo de todo el año.

En el 2019 la pauta inicial de los acuerdos salariales se ubicó en torno al 30% – 35% anual, mientras que la inflación estuvo muy por arriba (cercana al 55% anual). Mientras que algunas actividades estuvieron cerca de empatarle a los precios, otras tenían previsto revisar los acuerdos a partir de noviembre. En este contexto, el aumento para el sector privado de $ 4.000 brutos y el que se disponga para el sector público no deberían hacernos olvidar que muchas actividades tienen sus acuerdos salariales vencidos y otras tienen cláusulas de revisión que no se han activado aún. En la siguiente tabla incluimos la referencia al porcentaje acumulado de la negociación salarial 2019 y el estado de vigencia temporal de cada una de ellas, identificando cuáles ya se encuentran vencidas y cuáles tienen previstas cláusulas de revisión, vencidas o fijadas para los próximos meses.

Síntesis de los acuerdos salariales 2019

Actividad -Sindicato Aumento acumulado 2019 Estado del acuerdo
Agentes Propaganda Médica 55,5% Revisión en marzo y julio 2020
Aceiteros 54,1% Paritaria vencida 31/12
UTEDyC 52,8% Paritaria vencida 31/12
Bancarios 50,0% Paritaria vencida 31/12
SMATA 50,0% Paritaria vencida 31/12
Construcción 42,9% Resta actualizar la inflación enero – marzo a la que se le descuenta el aumento de febrero (marzo 2020)
Alimentación 38,0% Pendiente revisión de diciembre 2019 y futura revisión en marzo 2020
Sanidad (42/89) 37,7% Pendiente negociación del último trimestre paritario en enero 2020
Metalúrgicos 36,0% Pendiente revisión de noviembre 2019
Textiles 34,0% Sin revisión
Sanidad (122/75) 32,0% Revisión en febrero 2020 tomando como parámetro el IPC enero-diciembre
Comercio 31,0% Revisión en enero 2020
Maestranza 30,0% Sin revisión
Telefónicos 28,0% Pendiente negociación del último tramo en marzo 2020
SINEP 28,0% Pendiente revisión de noviembre 2019 y futura revisión en marzo 2020
Camioneros 23,0% Pendiente negociación de la segunda mitad del acuerdo en diciembre 2019
Prensa 15,0% Pendiente negociación de la segunda mitad del acuerdo en noviembre 2019

Fuente: Observatorio del Derecho Social de la Central de Trabajadores de la Argentina (CTA Autónoma) con datos de las actas de cada actividad

Entre las actividades con paritarias vencidas se encuentran aceiteros, bancarios, entidades civiles y deportivas, mecánicos. Todas ellas tuvieron aumentos del 50% o más en 2019 y sus acuerdos vencieron el 31 de diciembre. Por su parte, entre las actividades que tienen cláusulas de revisión no activadas se encuentran la administración pública nacional, alimentación, metalúrgicos y prensa. Camioneros tiene pendiente negociar el aumento para el primer semestre, y comercio y sanidad deberían volver a negociar en enero. Los aumentos de estos sectores que todavía no revisaron su paritaria 2019 se ubican entre el 25% y el 40% (a excepción de prensa que se encuentra muy por debajo), por lo que el aumento de $ 4.000 en términos generales está lejos de recomponer el retroceso del año pasado. En otras palabras, la decisión gubernamental de impulsar medidas de incremento salarial a través de sumas fijas será beneficiosa si tiene como consecuencia impulsar una revisión exitosa de los acuerdos salariales, y no si provoca el efecto de postergar en el tiempo la ejecución de cláusulas de renegociación incorporadas en los acuerdos firmados durante el 2019.