El derecho a decidir de las mujeres y cuerpos gestantes #SeráLey

Finalmente, el presidente Alberto Fernández anunció ayer, en medio de los festejos por el Día de la Militancia, el envío al Congreso Nacional del proyecto de ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo. Hoy habrá pañuelazos en todo el país.

La iniciativa fue enviada junto con el llamado Plan de los 1000 días, de acompañamiento de maternidades en situación de vulnerabilidad y hasta los primeros 3 años de vida de niños y niñas. Desde la CTA Autónoma se celebró el anuncio como el resultado de más de 15 años de lucha de las organizaciones que integran la Campaña por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito.

“Estamos a un pasito más cerca de vivir en una sociedad un poco más justa y equitativa, que contemple los derechos de todas y todes, lo que nos corresponde por derecho humano”, celebró Claudia Baigorria, Secretaria Adjunta de la CTAA, en diálogo con ACTA, y afirmó: “creemos que las obras sociales, además de los hospitales públicos deben garantizar la práctica de manera gratuita, para terminar con los negocios de las clínicas privadas”.

Por su parte, Silvia León, Secretaria de Igualdad de Oportunidades y Géneros “Estoy sumamente emocionada y agradecida sobre todo con esas mujeres que conformaron hace 15 años la Campaña, que supo articular a distintas generaciones en esta lucha que llevamos adelante en nuestro país, que hace que el presidente anuncie esas palabras construidas con la fuerza nuestra en las calles. Vamos a seguir en las calles hasta que sea ley y hasta que este derecho sea garantizado en cada rincón del país”.

Mariana Mandakovic, Secretaria de Comunicación de la Central, agregó: “Este anuncio significa hacer realidad una lucha, poner en una ley lo que venimos pidiendo desde el movimiento feminista, significa cumplir con la palabra empeñada. Las mujeres tenemos derecho a decidir sobre nuestros cuerpos y será ley”.

Luego, Clarisa Gambera, Secretaria de Igualdad de Oportunidades y Géneros de la CTAA Capital, agregó: “Lo dijimos hasta el hartazgo, abortan todas pero solo se mueren las pobres o quienes viven en lejos de los centros de salud, por eso esta es una cuestión de justicia”, indicó y valoró la militancia en torno a este tema: “un orgullo ser parte de esta Central que entendió a tiempo que no se podía ser una central enmarcada en los Derechos Humanos dándole la espalda a las mujeres”.

El proyecto completo acá