Denunciamos en el Indec que el hambre y la pobreza son un crimen

Denunciamos en el Indec que el hambre y la pobreza son un crimen

La CTA Autónoma Nacional, la CTA-A Provincia de Buenos Aires y la Central porteña participaron esta tarde frente a las puertas del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos en la Jornada de Lucha contra la Precariedad Laboral, el Desempleo y la Pobreza, organizada por las y los compañeros de la Junta Interna de ATE INDEC, horas antes de que el Gobierno anunciara el último índice de pobreza antes de las elecciones.

Las y los trabajadores del INDEC anunciaron hoy una pobreza récord: los números indicaron una inflación acumulada a agosto de este año del 247%; un desempleo del 10,6%; el 36% de la Población Económicamente Activa tiene problemas de empleo; el 60% de la sociedad percibe 20 mil pesos o menos. “En el INDEC basta de precariedad laboral, pase a Planta Permanente, aumento de emergencia Ya y exigimos que revean la prohibición de tomar vacaciones desde el 1 al 31 de diciembre de 2019”, reclamaron los trabajadores desde la puerta del organismo.

José “Pepe” Peralta, Secretario General Adjunto de la CTA-A Capital estuvo presente en el acto organizado por los compañero y compañeras, subió al escenario ubicado en la esquina de Diagonal Sur y Perú y expresó: “Desde la CTA-A Capital hemos participado históricamente en las movidas que hacen los trabajadores del INDEC, en su momento cuando los datos no eran confiables los trabajadores nos daban los datos reales y nos marcaban cómo se estaba llevando adelante la política. En esta etapa se sigue convocando a la puerta del INDEC cada vez que hay un dato y ya a esta altura el problema no es si el dato es real o no, porque no alcanza con tener datos reales de cómo está la economía si no qué se hace en consecuencia.”

Peralta además agregó: “Hay más de un 60 por ciento de la población económicamente activa que cobra casi la mitad de lo que es la canasta básica y hay más de un 10% de desocupación; pero también el dato es que no se ha hecho y no se hace nada y que la distribución de la riqueza sigue siendo la misma o peor de lo que veníamos acostumbrados. Hoy menos del 1% de la población se lleva más del 30% de la riqueza, eso impacta y lleva a lo que tuvimos que hacer en el último tiempo, exigir que se apruebe la Ley de Emergencia Alimentaria. Entonces, no alcanza solamente con tener datos reales, sino que lo que hay que lograr es modificar la característica de las decisiones políticas que se tomen en consecuencia para que la distribución sea equitativa y llegue a donde se necesita realmente.”

“En lo laboral los compañeros siguen sufriendo lo mismo, el no pago de las horas extras, no categorización y la precarización del trabajo. Entonces compañeros, el compromiso de la CTA-A es seguir acompañando no solo las movidas del INDEC, sino todas las movidas tendientes a mejorar la calidad de vida de los ciudadanos de la República Argentina. Así que compañeros, a seguir peleando, a echar a este Gobierno nefasto para la clase trabajadora y a exigirle a los que vengan que consulten con los trabajadores, modifique las condiciones y que realmente tengamos un pueblo feliz en el futuro”, concluyó el secretario General Adjunto de la CTA-A Capital.

Participó también de la Jornada de Lucha, Omar Giuliani, Coordinador Nacional de Federación Nacional Territorial (FeNaT-CTA-A), quien expresó desde el escenario: “El trabajo y la dignidad de cada uno de los compañeros y compañeras del INDEC pudo hacer posible que nosotros conozcamos, en términos de números, la realidad que venía sucediendo. Porque lo cierto es que quienes transitamos los territorios, aquellos que vivimos con nuestros pibes y nuestras pibas, sabemos que más de 5 millones de niños y niñas viven bajo la línea de pobreza en un país que ha inventado el hambre. Por eso siempre decimos, el hambre es un crimen y como es un crimen existen criminales y los criminales son aquellos que definen las políticas públicas, que definen las políticas productivas de un país que enajena la vida digna, mata y asesina porque reivindica al sistema capitalista. Y esto hay que decirlo, porque gane quien gane, el problema que tenemos es el sistema imperante en nuestro, país que asesina la vida digna”.

También estuvo el secretario General de ATE Nacional y Adjunto de la CTA Autónoma, Hugo “Cachorro” Godoy quien felicitó a los y a las trabajadoras por denunciar las consecuencias del neoliberalismo: “Esto no puede pasar desapercibido, El FMI, el Gobierno, quieren que naturalicemos la pobreza y la explotación. La unidad con las organizaciones populares, que nos unimos en la lucha demuestra que no nos acostumbramos al hambre ni a la pobreza. Conseguimos la Ley de Emergencia pero no alcanza, tenemos que fortalecer nuestra organización para echar a Macri”.

“La unidad de los trabajadores y trabajadoras, la unidad que se estructura en los barrios es lo que sostiene la clase trabajadora y es lo que va a permitir torcer el rumbo de decadencia de nuestro país. Viene un tiempo de esperanza. Nos convoca esta decisión para ser parte de la discusión de un nuevo programa de gobierno que termine con el hambre, con producción, trabajo y soberanía.”, concluyó el dirigente.

También estuvieron presentes Cynthia Pok, Secretaria de Formación de la CTA-A y ex Directora de la Encuesta Permanente de Hogares del INDEC, Beto González, Secretario de Organización, Silvia Alcoba, Secretaria General de la CTA-A de Río Cuarto, Córdoba, Néstor Rojas y Soledad Núñez.

Horas después del acto organizado por las y los trabajadores del INDEC, la Ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley junto a su par de Producción y Trabajo, Dante Sica, anunciaran un índice de pobreza del 35,4%.