La CTA Autónoma marchó junto a los trabajadores de AGR-Clarín

La Central de Trabajadores de la Argentina Autónoma se movilizó esta tarde desde el Obelisco al Ministerio de Trabajo de la Nación, junto a los despedidos del Grupo Clarín, ratificando su compromiso solidario con la lucha que mantienen los trabajadores de Artes Gráficas Rioplatenses (AGR) contra el cierre y vaciamiento de la empresa.

agr-marcha-min-bajada2

A partir de las 15 horas, banderas de diferentes sectores del campo popular se acercaron al Obelisco para plantear su solidaridad con los trabajadores que resisten desde el lunes al cierre de la empresa AGR. Por la CTA Autónoma estuvieron presentes las seccionales de Capital y de la provincia de Buenos Aires; ATE, el Frente Salvador Herrera; la Nueva Organización Gastronómica (NOS); el Movimiento Territorial de Liberación (MTL); ADEMyS; seccionales de SUTEBA; FeTERA; trabajadores de Secco, entre otros compañeros y compañeras que se movilizaron.

La marcha hacia el Ministerio de Trabajo de la Nación, tuvo por objetivo exigir al Gobierno Nacional respuestas favorables a la demanda de los trabajadores de mantener su fuente laboral. El secretario Gremial de la Central, Daniel Jorajuría, dijo a ACTA: “Con enorme preocupación estamos repudiando el accionar del gobierno que en lugar de penalizar la ilegalidad de la empresa, reprime y sigue atacando a los trabajadores”.

“El cambio no puede ser para aumentar las ganancias de las empresas en demedro de los derechos de los trabajadores como lo está haciendo este gobierno. No se puede subestimar al movimiento obrero, que ha sido el constructor de los mejores derechos sociales en el continente y va a dar respuesta”, dijo Jorajuría a la vez que llamó a la unidad de la clase trabajadora, a fortalecer las organizaciones para cambiar estas políticas para que sean “en favor de nuestro pueblo y para terminar con la desigualdad y el ataque que estamos sufriendo en estos tiempos”.

Por su parte, Hugo “Cachorro” Godoy, Secretario General de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE-CTA) afirmó que éste es “un año más que el pueblo argentino lo empieza con despidos. El año pasado fuimos los estatales, este año son del sector privado, que como dijimos hace un año, iban a ser la consecuencia inmediata si el gobierno no cambiaba la política económica”.

Asimismo Godoy indicó que además de la crisis económica, en este conflicto aparece “la perversidad de un grupo concentrado como Clarín que hace un lock out patronal al solo efecto de destruir la organización de los trabajadores. Por eso la unidad y la solidaridad debe ser más fuerte aún, porque no solamente es para defender los derechos laborales, sino también ponerle límites a las empresas transnacionales y hegemónicas que intentan imponer por vía del terror de los despidos, la subordinación de los trabajadores”.